domingo, 8 de junio de 2014

Pastel de arroz


Primera vez que hago uno y el resultado es excelente, nos ha gustado mucho. Podemos decir que es una receta de aprovechamiento. Tenía dos opciones: Acabar con los restos de fruta escarchada o usar algunas bolsitas de frutos secos (nuez, almendra, avellana, manzana seca) abiertas que se iban a pasar. Cualquier opción es válida. Yo usé fruta escarchada y reduje algo la cantidad de azúcar (en los ingredientes pongo la cantidad adecuada, reducidla o aumentadla algo en vuestro caso).

La receta es muy sencilla. Es pastel se sirve muy frío, con una base de helado o de natilla ligera.

Espero que os guste!


Ingredientes:

  • Una lámina de masa quebrada (la venden en Lidl).
  • 200grs de frutos secos crudos , pelados y cortados finos. En su lugar podéis poner la misma cantidad de fruta escarchada cortada en daditos.
  • Un chorro de ron para mojar la fruta.
  • 40cl de leche entera.
  • 100g de arroz bomba.
  • 75g de azúcar blanca (esa cantidad si usáis frutos secos, 50g si usáis fruta escarchada).
  • 1 huevo.
  • Un chorrito de nata 35%.
  • Una pizca de sal y de canela.
  • Un chorrito de extracto de vainilla ( o una cucharadita de azucar avainillada).
Cobertura:
  • 50g de mantequilla y tres cucharadas de azúcar blanca para decorar.

Elaboración:

En un bol ponemos la fruta picada y la rociamos con un chorrito de ron. Dejamos macerar mientras seguimos con la receta.

En un cazo ponemos la leche, el azúcar y el extracto de vainilla. Removemos un poco para disolver el azúcar y ponemos a calentar. Cuando comience a hervir, añadimos el arroz limpio y bajamos el fuego. Debe cocer lo que marque el arroz (unos 20 minutos).

Una vez el arroz cocido apartamos y dejamos enfriar. Posteriormente le añadimos la sal, la canela, el huevo batido , la nata y los frutos junto con el ron en el que han macerado. Movemos para integrar bien.

Engrasamos y fondeamos un molde desmontable con la masa quebrada , dejando un borde en los lados de aprox 2 dedos de lato. Pinchamos el fondo en varios sitios con un tenedor.  Volcamos la masa de arroz. 

Para la cobertura fundimos la mantequilla y la distribuimos de manera uniforme sobre la superficie del pastel. Mojamos un poco el azúcar (como cuando la preparamos para el roscón de reyes) y vamos depositando montoncitos de manera uniforme sobre la mantequilla fundida.

Introducimos en el horno precalentado a 200ºC a media altura durante unos 40-50 minutos, hasta que esté dorado.